lunes, 10 de octubre de 2011

"EDMUNDO PIZARRO". UN TENOR DE CATEGORÍA EN LA MÚSICA LÍRICA Y LOS PREGONES LIMEÑOS.

Edmundo Pizarro
Debemos sentirnos orgullosos de nuestras voces líricas. Los inicios de Luis Alva y que cantaba en la radio y demostraba ese talento especial, tenía en Edmundo Pizarro un competidor de audiencia. La radio era la vía de lucimiento de estas voces. Había otro tenor de especial canto, Humberto Ferreira. Son vagos mis recuerdos pero sus voces claras. El que nos ocupa hoy y gracias a la evocación de Eduardo Navarro que me sigue nutriendo de personajes del ayer, fue uno de los grandes tenores de su época. Nació en 1919 y luego de largas temporadas sobre los escenarios y cumpliendo su otra profesión de profesional de la abogacía, nos dejó en el 2002 del presente siglo.

Gran recuerdo fotográfico
Como caso anecdótico, tuve a Edmundo Pizarro Dávila de invitado especial sorpresa cuando producía mi programa "Musiencuentros" en Radio Nacional del Perú. Aprovechando los pianos del auditorio de aquel entonces, lo animé a recordar algunos temas líricos populares que fueron sus éxitos. Por ejemplo "Quiéreme Mucho", la inmortal canción de María Grever y otras. Lo hizo con la calidad de sus años mozos y la técnica que jamás se olvida. Fue una experiencia que me llena de orgullo ocurrida antes del 2000. Las fotos que publicamos se las debemos a su hijo Reynaldo Pizarro Antram, quien ha tenido la gentileza de escribirnos y enviárnoslas para este blog. 

Un señor galán.
El tenor Edmundo Pizarro, cantaba frecuentemente en la emisora del Estado y en radio "Victoria", "Central", "Selecta" y otras que tenían programas de auditorio. Concurría expresamente a verlo y era notable para nosotros como, sin hacer mayores esfuerzos, lograba tonos altos y muy bien modulados. Algunos títulos de canciones famosas y que hoy ya nadie canta: "Un Viejo Amor", "Lamento Borincano", "Siboney", "Júrame", "Te quiero dijiste" o más conocida como "Muñequita Linda". Un repertorio de lujo y para el ensueño ¿verdad? Cantaba muy bien "Plaisir D' Amour", "Canción de Cuna". De nuestro repertorio "La Pampa y la Puna", "India Bella" y "Malabrigo" entre otras. Nos parece sentir como fluía esa voz de tenor con tanta fuerza y delicadeza a la vez. Tenía otro sobre nombre, "Juán Carlos Dorcal" y utilizado para canciones netamente románticas y populares.

-
Edmundo Pizarro, Alejandro Granda,
Rosa Mercedes, Luis Alva y Lucrecia
Sarria. Lírica peruana de primera.
Otro de sus fuertes era el clásico ramillete de canciones tradicionales del Perú. Los pregones criollos como "La Tamalera", "El cholo frutero" y otras recopilaciones de Rosa Mercedes Ayarza. "Cuando la Guitarra Llora", un triste con fuga de tondero, muy solicitado y popular en el repertorio de los cantantes líricos. Época de Lucrecia Sarria, Maruja Pons, Amelia Fornari y de nuestra querida amiga Ana María Parodi. También alternó con nuestra exquisita artista Teresa Guedes.  Hizo dúo con muchas de ellas y por supuesto cantando romanzas de Zarzuelas famosas y con que gusto. Hay grabaciones discográficas.

De notable personalidad
Una gran acompañante de estos cantores líricos al piano fue Doña. Elvira Calcagno. Siempre presente en los recitales y notable por su talento y vocación musical. Edmundo Pizarro, viajó al extranjero y compartía su arte con su profesión de abogado y aportes a favor del artista. Por algo se le anunciaba muchas veces como el doctor y podríamos agregar que se doctoró igualmente en el canto. De voz muy suave y acariciadora. No llegaba a las estridencias para conseguir impactar en el escenario. Amplio dominio técnico de la voz e igualmente del escenario. Un caballero del canto que sentó cátedra de su talento y perteneciente a la mayor generación de profesionales del canto como Alejandro Granda y Luis Alva.

Lucida elegancia
Dichosa Juventud
Creo que hemos logrado el objetivo de reseñar a Edmundo Pizarro Dávila, un tenor peruano que recreó los oídos de miles de sus admiradores. Y algo más. Es hermano del abuelo de un famoso futbolista que triunfa en la selección peruana y ganado fama en Alemania. Nada menos que Claudio Pizarro. ¿Habrá heredado algo del buen gusto musical del gran tenor? Nos contentamos con que haga muchos goles para nuestro equipo. Un gusto tremendo el haber evocado a un artista que brilló en mejores tiempos y nos deleitó con su voz y con su canto inmortal. Gracias.


4 comentarios:

  1. Que gusto dedique este articulo a un caballero, de los que no hay mas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo Zevallos:
      Nuestra misión es dar relieve a personajes que lo valen y Edmundo Pizarro fue una figura de nuestra lírica. Le agradezco su comentario.

      Eliminar
  2. Gracias por este recordar. Mi querido abuelo Víctor Alberto Gutiérrez Otiniano, que ayer falleció a las 6am, fue uno de aquellos que con su voz en Radio Nacional y zarzuelas, al costado de Lucho Alba, participó de aquella época. Él condensó la historia que comentas en presentes cánticos, cuyo pretexto para ser entonados eran las navidades y reuniones familiares. Mis lágrimas de apenas 32 años sentían a mi abuelo en cada canción y personaje que mencionabas, he escuchado la mayoría y cantado en las reuniones donde tres generaciones entonaban a viva voz esas creaciones tan presentes en nuestras vidas. Gracias, pues con tu escrito me acercaste aún más a la historia de mi abuelo y su época, que late con canciones en mi corazón.
    Alfredo Pérsico Gutiérrez

    ResponderEliminar
  3. Gracias por este recordar. Mi querido abuelo Víctor Alberto Gutiérrez Otiniano, que ayer falleció a las 6am, fue uno de aquellos que con su voz en Radio Nacional y zarzuelas, al costado de Lucho Alba, participó de aquella época. Él condensó la historia que comentas en presentes cánticos, cuyo pretexto para ser entonados eran las navidades y reuniones familiares. Mis lágrimas de apenas 32 años sentían a mi abuelo en cada canción y personaje que mencionabas, he escuchado la mayoría y cantado en las reuniones donde tres generaciones entonaban a viva voz esas creaciones tan presentes en nuestras vidas. Gracias, pues con tu escrito me acercaste aún más a la historia de mi abuelo y su época, que late con canciones en mi corazón.
    Alfredo Pérsico Gutiérrez

    ResponderEliminar